Trucos para que tu taller sea más productivo

Trucos para que tu taller sea más productivo

Uno de los elementos clave, que permitirán a tu taller de neumáticos o de mecánica en general, en aumentar ingresos y beneficios, es el nivel de productividad. Como explica bien Wikipedia, con la palabra ‘productividad’ se exprime la «…relación entre la cantidad de productos obtenida por un sistema productivo y los recursos utilizados para obtener dicha producción«. Con respeto al trabajo y los servicios que puedes ofrecer en tu taller, el sistema para ser más productivos se esconde en tu capacidad de optimizar variables como el tiempo, las unidades del almacén, los recambio o el sueldo de tus dependientes, para producir más y mejor. Si te interesa saber como ganar más dinero, trabajando el mismo número de horas, sigue leyendo.

El tiempo, primer aliado de la productividad

Aunque si parece un discurso banal, el primer paso para mejorar la productividad es empezar a controlar y medir los tiempos asignados para la ejecución de cada tarea. Si, en tu taller, trabajan más personas y no sabes, realmente, cuantos minutos han dedicado en arreglar un motor, sustituir un neumático, realizar alineación y equilibrado, pues ha llegado la hora de cambiar el sistema de trabajo. No se trata de controlar con excesiva rigidez el trabajo de los mecánicos, sino responsabilizar y motivar cada uno para que el taller funcione y sea rentable para todos. Si, en la misma unidad de tiempo, serás conciente que puedes reparar más coches, aumentarán beneficios e ingresos, sin aportar modificaciones en plantilla.

Trucos para que tu taller sea más productivo

Introducir un sistema de monitoreo y gestión del tiempo, será también útil para individuar servicio que no son rentables, o sea, que no vale la pena ofrecer en tu taller. Imagina que, para cambiar un neumático de moto, tu mecánico tarda 2 horas, frente a un beneficio de 10 euros. Y que, por otro lado, cambiar el mismo neumático de un coche turismo te proporciona 20 euros en la mitad del tiempo. Es evidente que, para mejorar la productividad, tendrás que eliminar todo lo que no aporta dinero.

Otro aspecto interesante es lo relacionado con la motivación de los dependientes de tu taller. Un mecánico que, repetidamente, tarda más de los compañero en realizar un mismo trabajo representa un problema. O no está suficientemente cualificado, o no sabe como realizar el trabajo (y necesita ayuda) o, desafortunadamente, no está dando el 100% en el lugar de trabajo. Puede ser esta una buena ocasión de confronto para averiguar el originen de ese malestar. Recuerda que un mecánico que trabaja poco es un mecánico que trabaja mal y todo esto puede afectar negativamente en la reputación frente a los clientes.

Crear un ambiente productivo

Una vez mejorado y ofrecido al equipo humano un sistema para asignar y controlar la inversión horaria de cada servicio del taller, es fundamental que todos trabajen a gusto. No estamos hablando solamente de sueldo, vacaciones, permisos, bonus o incentivos. Para que aumente la productividad de tu taller es crucial brindar a los mecánicos todos los recursos que necesitan para desarrollar su trabajo al máximo. O sea, herramientas adecuadas y funcionantes, maquinarias modernas y en línea con el mercado… Así como una iluminación adecuada y una calidad del aire perfecta.

Trucos para que tu taller sea más productivo

Otro punto importante es lo de la ropa, monos de protección, guantes, gafas y botas que mejoren las condiciones de seguridad dentro del taller. Ofrecer a los trabajadores un kit del taller, con su logo y nombre, aumentará el sentimiento de compromiso e identitario. Los mecánicos de tu taller se sentirán parte de un equipo. Además, a los ojos de los clientes, esta uniformidad en el vestir, transmitirá una imagen de seriedad y calidad.

Muy importante, siempre para lograr una mayor productividad es evitar o eliminar posibles distracciones. Establece pausa y horarios claros, crea reglas que valgan para todos y vela para la seguridad. No es bueno ni sano, por ejemplo, reparar un coche mientras de fuma o se escucha música a volumen elevado. En un taller es fundamental tener siempre el control sobre todo. Hay materiales y líquidos inflamables y el ambiente tiene que favorecer la comunicación. ¿Cómo puedes avisar a un compañero de una rotura, un imprevisto o un peligro, si para hablar con él tienes que gritar?

Trucos para mejorar eficiencia y productividad

Resumiendo, si quieres aumentar la productividad y eficiencia de tu taller de neumático o de mecánica en general, te sugerimos implementar estos cambios:

  • Controlar el tiempo: asigna a cada tarea un tiempo máximo, de manera no excesivamente rígida y pide explicaciones frente a posibles retratos. No se trata de acusar de improductividad a un mecánico, sin no de entender si un servicio es rentable, si el trabajado necesita más o mejores herramientas o ayuda y formación. También sirve para aumentar las tarifas.
  • Mejorar el ambiente: asegura luz, circulación del aire, orden y un sistema actualizado de herramientas y maquinarías. Utiliza estanterías y cajoneras donde reponer todo lo que se utilice para el trabajo, mantén el taller limpio y ordenado.
  • Evitar las distracciones: comunicar de manera efectiva con los mecánicos, explicando que hay un tiempo para trabajar y otro para descansar, fumar, tomar un café y bromear. Un taller productivo es también más seguro.